CÓLICO LACTANTE

CÓLICO LACTANTE 2017-11-03T18:38:14+00:00

El cólico lactante es uno de los motivos de consulta pediátrica más frecuente por el sufrimiento que genera en un bebé de pocos días o semanas y el que provoca a los padres, que en muchos casos llegan a desesperar por no saber qué hacer para ayudarle.

Es un llanto que no cesa, que los padres interpretamos como un momento de dolor, rabia y malestar de los niños, que nos hace intentar actuar de algún modo y en muchos casos nos lleva a perder los nervios, por la impotencia y el agotamiento de ver que a pesar de nuestros esfuerzos, el bebé sigue llorando.

Si estás en esta situación y te gustaría saber cuáles son las posibles causas e intentar ayudar a tu bebé a dejar de llorar, a continuación te explicamos qué es el cólico del lactante y cuáles son las posibles soluciones para tratarlo.

¿Qué es el cólico del lactante?

En medicina hay un diagnóstico muy útil pero muy poco específico para esas situaciones en las que una persona explica que no se encuentra bien, pero no se halla la causa: malestar general. Es algo así como decir “esta persona se encuentra mal, pero no sabemos aún por qué”, y ese diagnóstico perdura hasta que se encuentra el definitivo que por fin lo sustituye.

Pues en pediatría pasa algo parecido cuando un bebé de pocos días llora y los padres no encuentran el modo de calmarle: cólicos del lactante o cólicos del bebé. De hecho, es tan inespecífico que en muchas publicaciones ya no se le llama cólico, sino llanto inconsolable del bebé, que es lo mismo que no decir nada:

Síntomas de los bebés con cólicos

Se considera cólicos del lactante cuando el llanto sucede en un bebé de menos de tres meses de vida, que se da por las tardes, normalmente a partir de las seis, que suele iniciarse hacia la segunda o tercera semana de vida alcanzando el pico más alto sobre la sexta semana, cuando puede llegar a llorar hasta tres horas seguidas, al menos tres días a la semana. Además, es un llanto que no cesa si se le alimenta, si se le coge en brazos o si se le tapa (por frío).

Causas

La causa que origina el cólico del lactante es desconocida, hay diferentes hipótesis:
  Origen gastrointestinal: inmadurez del intestino, creación de la flora bacteriana, gases, estreñimiento.
  Origen psicólogico: conductas paternas que puedan provocar estrés en el bebé o ambiente hiperestimulador.
  Alergias/intolerancias alimentarias: Cada vez hay más niños que toleran mal la proteína de la leche de vaca, en ocasiones cambiando el tipo de leche de fórmula o si recibe el pecho retirando los lácteos a la madre de la dieta los síntomas pueden mejorar.

¿Cómo se trata?

En función de la anamnesis tendremos información para empezar nuestra exploración. EN ella no debe fatlar lainspecón de la charnela atlantooccipital, las tensiones pélvicas y la charnela lumbosacra y toracolumbar. Buscaremos mediate test de movilidad y de palpación restricciones de movimiento o cambios en la calidad de los tejidos: temperatura, sudoración tensión, empastamiento, etc.

Además observaremos el aspecto del abdomen y su textura para catalogarlo como timpánico, espástico o mixto. Esta clasificación nos permitirá elegir que maniobras manuales sobre el abdomen están indicadas y cuales no así como la intensidad de las mismas.

Para las técnicas, dado que son bebés muy pequeños es recomendable utilizar técnicas de corrección de la balance de la tensión ligamentosa (BLT) y balance de la tensión membranosa (BMT). Estás técnicas de corrección son directas, es decir van en contra de la restricción pero sin llegar a ella buscado el punto de equilibrio de la tensión  ( point of balance y still point)
Se realizan suaves maniobras para relajar las tensiones existentes en nuca y pelvis para mejorar el control nervioso del sistema digestivo, además estas maniobras relajan al bebé y le ayudan a descansar mejor.

Ir a tratamientos
Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial
error: Content is protected !!